miércoles, 17 de septiembre de 2008

EXTREMODURO - LA LEY INNATA

“Ciertamente existe una ley no escrita, de acuerdo con la naturaleza, conocida por todos, constante y sempiterna... A esta ley no es lícito agregarle ni derogarle nada, ni tampoco eliminarla por completo.” (Cicerón).

En efecto, así es la traducción literal de la portada del nuevo disco de Extremoduro, la Ley Innata, título que, en relación con las palabras del propio Cicerón, queda bastante acertado.
Esta ley innata, que tanto propugna el bueno del Robe, salió a la venta transformada en formato musical hace apenas ocho días. Sí, digo bien, tan sólo ocho días; y parece que se haya comercializado hace un mes por las expectativas y críticas tan positivas que se han creado, y porque las ventas en su primera semana van subiendo como la espuma (y lo que le queda aún).
Y es que tras seis años desde su último disco de estudio, Yo, minoría absoluta, ya se les tenía muchas ganas y, a la vez, expectación por escuchar el nuevo proyecto musical de este grupo extremeño.
El Robe ya avisaba en su día: "hasta que no tengamos nada nuevo, no haremos una nueva gira." Estas palabras fueron de principio de año y cuando por aquel entonces ya rodaba por su mente algo; y ese algo ha ido perdurando durante estos últimos meses y mezclándose entre concierto y concierto hasta llegar a concretarse en lo que ha sido este nuevo disco.
Ahora bien, si se hablaba que el disco saldría a la venta en pleno verano, ¿a qué se debe tanta tardanza en publicarlo y, por tanto, esperar tan impacientemente hasta el día 9 de septiembre?. Pues muy fácil, la respuesta es la siguiente: como las cosas de palacio van despacio, el Robe ha seguido al dedillo este popular refrán y se han tomado las cosas con calma y cautela, sabiendo en todo momento que el trabajoso resultado final no defraudaría a nadie. Por lo menos a mí no me ha defraudado ni disgustado, sino todo lo contrario; y a quien no le haya gustado es que sencillamente no sabe lo que dice.
Pues bien, tras la abundante expectación que ha provocado este nuevo trabajo de los Extremo debido al continuo cambio de su fecha de edición y a su controvertida portada, podemos estar muy orgullosos y satisfechos de lo que tenemos ante nosotros: una obra maestra, pero con mayúsculas; un continuo placer para nuestros oídos; un cerrar de ojos y estar inmerso en un cuento de hadas... en fin, todos aquellos calificativos que quiera ponerle cada uno pero que sirvan para congratularse del trabajo bien hecho, que una vez más, se ha visto recompensado... ¡¡¡vaya que sí!!!
Por último, decir que este trabajo de arquitectura sinfónica está compuesto por una “obertura” (Dulce introducción al Caos) y cuatro “movimientos”: El Sueño, Lo de Fuera, Lo de Dentro, y La Realidad, más una “Coda Flamenca”, para darle ese puntillo flamenco tan propio del Robe.
También apuntar que todos aquellos que no se hayan comprado o descargado el disco ya están tardando, pues como diría un vasco: ¡¡¡ES LA OSTIA, PUES!!!

A disfrutarlo y salud, compadres. Siempre Extremoduro.


EL COMPADRE WILLY (http://compadreorock.blogspot.com)

1 comentario:

Geoandi dijo...

Hace una semana mi comentario habria sido totalmente diferente, pero juzgar a un disco donde se expresan ideales totalmente distintos a los que recientemente demuestra el robe, me incide a soltar solo frases manchadas de mierda. El disco me gusta mucho, pero la publicidad que me llegó recientemente de el me hace mirarlo con unos ojos diferentes. Nose si alguien opina lo mismo pero este sera el ultimo disco de extremoduro... y el ultimo disco para mi.
Agúr

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

LICENCIA

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.